lunes, 30 de abril de 2012

Nueva Zelanda - Puenting

Estabamos debatiendo la ruta a seguir para el camino de vuelta a Christchurch mientras desayunabamos. Eran nuestros ultimos momentos de nuestra visita a Queenstown, una visita con una agenda plagadita de actividades incluyendo esqui, vuelos en avioneta, cenas memorables y puenting en el caso de Fabian. Mencionamos a Fabian que por la carretera hacia Christchurch se pasaba al lado de otro sitio de puenting por si le apetecia tirarse otra vez. Entonces Fabi abrio la guia y miro la descripcion del puentin sobre el rio Kawarau.


Con 43 metros de altura, es un salto mucho mas modesto que los 134 metros de Nevis que es el sitio en el que el ya habia saltado dos dias antes. Pero este sitio es especial por varias razones:
- Es un lugar historico, por lo menos en lo que a Puenting se refiere, pues es aqui donde se practico por primera vez en 1988
- Se puede solicitar que ajusten la longitud de la cuerda para que al llegar al final entres de cabeza al rio
- Se puede saltar en pareja

Todo esto a Fabi le sonaba fantastico, excepto que como su mujer no habia venido no tenia con quien saltar ... asi que tras insistir un par de veces, Alberto dijo "venga, vamonos de cabeza al rio"

Una vez alli se abonan los mas de 100 euros que cuesta la broma y te pesan 3 veces para ajustar la longitud de la cuerda y te vas al puente a que te preparen. Si los nervios del momento te hacen ir al baño, la original señal para identificar el servicio para caballeros te recuerda lo que acabas de hacer pues una vez pagas no hay reembolsos si no quieres saltar.


Nos reimos mucho con los que nos preparaban para el salto. Uno de ellos bromeaba que era su primer dia en esto y que hasta el dia anterior el solo limpiaba el aparcamiento de los coches. Una vez bien atados, llego el momento de acercarse hasta el borde del precipio, un ultimo saludo ...



La cuenta hasta 3 ... y a saltar!!



Habiamos pedido el poder tocar el agua con las manos, pero en realidad nos quedamos a mas de 3 metros ... quizas mejor porque el agua estaba muy fria. Pero aun asi fue divertido.

Aqui teneir un video promocional de AJ Hackett, que es la compañia que tiene todos estos sitios de puenting en Nueva Zelanda. Aqui podeis tambien el impresionante salto de Nevis.

lunes, 23 de abril de 2012

Nueva Zelanda - Cromwell y Clyde

Aprovechando que nuestro amigo Fabian queria ir a hacer puenting nosotros nos agarramos el coche nos fuimos a visitar un par de pueblecitos historicos que estaban recomendados en las guias.



El primero de ellos era Cromwell. Tenia varias calles con algunas de las casitas originales del pueblo. Hoy ya no vive nadie en ellas y estan reconvertidas en restaurantes, o tiendas de souvenirs ... pero lo niños no entienden la diferencia :)


Hacia un dia muy frio pero esplendido para sacar fotos.


La estampa no es muy diferente de muchos de los pueblos historicos que hemos visto en Australia.


Despues de Cromwell continuamos un poco mas hasta Clyde. Este pueblo tenia menos que ver y no merecio tanto la pena.

lunes, 16 de abril de 2012

Nueva Zelanda - Queenstown

Queenstown esta a orillas del lago Wakatipu y rodeada de montañas con nieves permanentes. Es un centro turistico especializado en el esqui y los deportes de riesgo. Al que le guste sentir la adrenalina aqui estara en su salsa.


El lago es de agua de un color azul muy intenso. Lo probable es que incluso tengais vistas al lago desde la habitacion, como nos paso a nosotros.


La carretera que bordea el lago es espectacular. Si no teneis mucha prisa, os recomendamos gastar un rato y hacerla, sobre todo la mitad del trayecto hasta cuando el lago se dobla hacia la izquierda y se vislumbra Glenorchy, que es el pueblecito que esta al otro extremo del lago.


Queenstown es un poco caro para comer, aunque esta parece ser la norma en todas las estaciones de esqui del mundo. Pero por lo menos la oferta es aceptable. Nos encanto el sitio este. Es como una especie de tienda de vinos, en la que tienen unas maquinas en las que puedes probar muchos vinos. Estas maquinas tienen cada una cerca de 20 botellas. Estas estan ya abiertas pero no se echan a perder porque tienen un sistema que elimina el vacio. Asi que te pides una tabla de quesos, y dan un vaso y una tarjeta magnetica con la que se contabilizan los vinos que vas tomando. Cada vaso tiene un precio dependiendo de la botella. Al final pagas todo de le que debes y a correr. Habiamos visto este sistema en Sydney pero no con tantas botellas disponibles como aqui ... habria unas 80 tranquilamente. Ademas este sitio era muy acojedor.


Y en este restaurante mejicano nos lo pasamos en grande ...

lunes, 9 de abril de 2012

Nueva Zelanda - Arrowtown

Arrowtown es un pueblo precioso, que parece sacado de una pelicula de vaqueros. Esta a muy pocos kilometros de Queenstown. Es un gran contraste pues en Queenstown todo son hotelazos, precios infladisimos y bastante ruido.

Arrowtown es un sitio tranquilo y merece la pena visitarlo aprovechando uno de esos dias que el cuerpo necesita un descanso de tanto esquiar ... Arrowtown te ofrece tranquilidad, un agradable paseo y un par de restaurantes interesantes.



Hay un parque con algunas de las casas del asentamiento original


Tambien resulta interesante para los amantes de la fotografia.

lunes, 2 de abril de 2012

Nueva Zelanda - Cardrona

Cardrona es un pueblecito con cuatro casas (literalmente) muy bonito aunque es mas conocido por las pistas de esqui. La recomiendan para gente con menos experiencia, como nosotros pues tiene muchas pistas que nos son muy dificiles.

Desde el desvio del pueblo lleva por lo menos 20 minutos subir, y la carretera no esta asfaltada ni con vallas, con lo que es bastante comun que se salga algun coche. La subida, la verdad que te pone un poco de los nervios. Pero una vez arriba se pasa bien. Esta foto es de las vistas desde la propia estacion de esqui.


Despues de un duro dia de esqui, conviene bajar al pueblo, donde no hay mucho mas que un hotel historico, y dos edificios mas. El hotel es precioso, y se pone hasta arriba de gente, tomandose una copa o algo calentito a la orilla de la hoguera.



Si venis por aqui os recomendamos que vengais un dia aqui aunque os esteis alojando en Queenstown.